Es relativamente conocido que la provincia de Zaragoza es una zona rica en explotaciones de sal, como la mencionada “Mina de los Carabineros”, y como las más famosas minas de sal de Remolinos. Aunque hoy en día la sal es un artículo de uso cotidiano y muy barata, no siempre ha sido así. De hecho, la palabra “salario” procede del término latino con el que se denominaba al pago de los soldados romanos con sal. Y en España, hasta el siglo XIX, el estado tenía el monopolio de la sal. Por eso, las minas de Remolinos y probablemente la “Mina de los Carabineros” de Sobradiel eran minas de tipo La Real. Es decir, explotaciones estatales vigiladas por carabineros, cuando la sal se regulaba por medio de estancos (en Aragón, hasta 1870).

Quizá menos conocida para el público general sea la explotación de áridos para la construcción. Entre nuestras historias hemos rescatado la de varios tipos de roca ornamental, muy apreciados, obtenidos en canteras de la provincia de Zaragoza. Un ejemplo es el denominado “jaspe de Ricla”, con el que se han construido las pilas bautismales de numerosas iglesias y catedrales de todo Aragón (en la imagen, la pila bautismal de la catedral de Tarazona). A pesar de su nombre, no es un jaspe sino una roca de tipo brecha, de formación relativamente reciente, compuesta por fragmentos (o clastos) de gran tamaño de calizas negras. Otro ejemplo es la “piedra de Codos”, que muchos zaragozanos conoceréis por ser la roca de color oscuro en la que se construyó el Monumento al Justicia de Aragón. Esta roca llamó la atención del arquitecto Félix Navarro por sus remarcables propiedades: se trata de un pórfido diorítico verde con una elevada densidad. Por último, la “piedra caracoleña” es un tipo de caliza bioconstruida de gran belleza. Se extraía en canteras de la zona de Fuendetodos, y ha sido utilizada como roca ornamental en construcciones tan famosas como El Puente de Piedra de Zaragoza. Llama la atención, sobre todo, por los caparazones de gasterópodos que la conforman y que le dan ese aspecto poroso que es parte de su atractivo.

A un nivel mucho más modesto, también encontramos en algunos pueblos de Zaragoza pequeñas explotaciones para extracción de áridos de uso doméstico. Un buen ejemplo es “El Arenero” de Aladrén, donde las niñas y los niños del pueblo recogían arena raspando la roca. Aunque a los urbanitas de hoy en día nos pueda sorprender, el uso de la arena estaba ampliamente extendido en la limpieza de pucheros y diversos aperos de las casas hasta hace unas décadas.

Por último, también hemos recibido información sobre la explotación en la provincia de Zaragoza de algunos minerales menos conocidos. Es el caso de la baritina en la mina del “Tío Calderón”, en Aguarón. Este mineral es la principal mena del bario, y algunas de sus aplicaciones actuales son la producción de agua oxigenada, la fabricación de pigmentos blancos y, como carga mineral por si gran densidad, en pinturas y en la industria del caucho.

Aunque hemos comenzado con las minas olvidadas de Zaragoza, la mayor parte de las historias que hemos ido recibiendo estos días proceden de minas de Huesca y Teruel. No os preocupéis, la semana que viene proseguimos con ellas.

Noticias relacionadas con las minas de Zaragoza

Un poco de los minerales y la historia de Valdeplata en Calcena (Zaragoza)

16 enero, 2021|Comentarios desactivados en Un poco de los minerales y la historia de Valdeplata en Calcena (Zaragoza)

Minas de Valdeplata Recientemente se han puesto en contacto con nosotros la Asociación Cultural Amigos de la villa de Calcena para colaborar en el proyecto de las minas olvidadas de Aragón. Llevan un tiempo recopilando [...]

Los vecinos de Aladrén recuperan el “El Arenero”

11 noviembre, 2020|Comentarios desactivados en Los vecinos de Aladrén recuperan el “El Arenero”

Una de las localidades desde donde más información nos ha llegado para el proyecto de recuperación de las minas olvidadas de Aragón es Aladrén, en la provincia de Zaragoza. Nuestro compañero José María Agudo nos [...]

Las minas de yeso de Las Ajarceras, Aladrén

3 septiembre, 2020|Comentarios desactivados en Las minas de yeso de Las Ajarceras, Aladrén

En esta entrega de nuestras minas olvidadas de Aragón nos trasladamos a Aladrén. Uno de los planes de verano de nuestro director del Museo, siempre al pie del cañón, era visitar el lugar en persona. [...]

Las minas Olmacedo en el Moncayo (Tarazona)

5 agosto, 2020|Comentarios desactivados en Las minas Olmacedo en el Moncayo (Tarazona)

Hematites del Moncayo.   Hace unas semanas publicamos una entrada de una excursión al pico del Moncayo para fijarnos en los minerales que se podían encontrar en su ascensión dentro del proyecto de [...]

Carbón, barcos y uranio en Mequinenza

2 julio, 2020|Comentarios desactivados en Carbón, barcos y uranio en Mequinenza

Durante el mes de junio hemos ido revisando la información recolectada en nuestro proyecto de las minas olvidadas de Aragón, provincia a provincia. Habréis notado que no hemos mencionado las minas de lignito de Mequinenza. [...]

La piedra caracoleña, una roca única para la construcción

25 junio, 2020|Comentarios desactivados en La piedra caracoleña, una roca única para la construcción

Una de las primeras crónicas del proyecto de recuperación de las minas olvidadas de Aragón se la dedicamos a la piedra caracoleña. Pero aún no habíamos tenido la oportunidad de visitar Fuendetodos para recabar más [...]

Volver a Minas Olvidadas de Aragón